Portada del sitio > Prensa > Koldo, el guardaespaldas del líder

Koldo, el guardaespaldas del líder

Viernes 22 de marzo de 2013


Si ayer Dan Martin podía darle las gracias a Ryder Hesjedal por su trabajo en la fuga –rematado magistralmente por el irlandés, las cosas como son-, desde hoy tiene otro nuevo amigo en Koldo Fernández de Larrea. El vitoriano fue durante toda la etapa la referencia del líder de la Volta. Quitándole viento, colocándolo antes del sprint e incluso sacrificando sus opciones de victoria de etapa.

Koldo era consciente de su importancia en un día como hoy, llano y aparentemente tranquilo pero que en una carrera de esta duración entraña peligros ocultos muy importantes. Y el de los cortes era uno. El otro eran las bonificaciones. A 10 segundos en la general antes de salir de Rialp, ‘Purito’ Rodríguez tenía opciones de, con el simple hecho de ganar una etapa, voltear la general y ponerse líder.

Pero ya no. Primero, por el corte de meta en el que se ha dejado tres segundos. Y después, por el segundito que ha sumado Martin en el sprint intermedio. También ahí Koldo ha tenido mucho que ver. “Ha arrancado Wiggins para bonificar. Le hemos cogido la rueda bien y, cuando he visto que Dan podía ganar, lo he dejado pasar para que sumara ese segundo”, comentaba tras la llegada. Después ha seguido asumiendo su trabajo hasta la línea de meta: “En el sprint lo he llevado protegido casi hasta el final, y ha salido muy bien. Ha sido séptimo, creo. Así que perfecto. Y Joaquim ha llegado cortado. Otros tres segundos más”.

Lo cierto es que la etapa, pese a los sobresaltos puntuales, ha sido más bien tranquila. “Se planteaba así desde el principio, después de dos días de alta montaña. Mañana será otra cosa muy distinta. Hay más dureza, y el domingo con ese final seguro que también será un día muy complicado”, ha comentado el velocista vasco.

El primero de los dos últimos asaltos llegará mañana. “Seguro que será una jornada durísima, habrá mucha gente que quiera colarse en la fuga. Hoy ha sido un día más tranquilo porque la gente estaba castigada de estos dos días de Pirineos. Pero la historia va a cambiar desde la etapa de mañana”, concluye.

Ha sido el guardaespaldas. El protector del líder. El gran sacrificado en el que era, en teoría, su terreno. “Mañana tocará controlar, pero tenemos un equipo muy fuerte”. Y bien organizado. Eso no hay quien lo discuta.

pasadosdevolta.com


Web realizada por webmaster-peloton.com

Compartir...