Portada del sitio > Prensa > "Es una pena que Euskaltel haya cambiado de filosofía"

"Es una pena que Euskaltel haya cambiado de filosofía"

Sábado 22 de diciembre de 2012


Koldo Fernández de Larrea milita actualmente en las filas del Garmin-Sharp estadounidense, hasta donde llegó tras dar el salto desde el equipo de su tierra y sus amores, el Euskaltel Euskadi, a principios de 2012. Con el paso de los años se ha ganado el ser considerado uno de los mejores sprinters españoles del momento. Días antes de la publicación de esta entrevista Koldo regresó a España tras completar la primera concentración de pretemporada con su equipo en el lejano oeste, donde comenzaron a afilar sus opciones de cara a la temporada que ya se aproxima. Antes de partir pudimos mantener una agradable charla telefónica con él en la que repasamos toda su trayectoria, desde los inicios hasta el presente, así como sus objetivos para la temporada que ya prepara.

Aquí comienza la historia de un niño de Zurbano, cerca de Vitoria, que quería ser ciclista y que tras muchos años de esfuerzo y entrenamiento lo consiguió. También es la historia de un ciclista atípico dentro del perfil clásico de corredor español; nuestro protagonista no es ni escalador, ni pesa cincuenta kilos ni oposita a las clasificaciones generales de Tour, Giro o Vuelta. Es más de jugarse el tipo en las llegadas masivas, del maillot verde o de pruebas de un día.

- Dorsal 51 (D51): Hace poco que se retiró Oscar Freire, uno de los mejores sprinters a nivel mundial de todos los tiempos pero que posiblemente no ha recibido en España todo el reconocimiento que debería. ¿Estáis poco valorados los sprinters por aquí?

- Koldo: Yo creo que es la cultura española, que siempre ha estado centrada en las grandes vueltas desde Perico e Induráin hasta a Contador. El aficionado español ha tenido la suerte de tener unos grandes campeones que han estado disputando el Tour de Francia. En cambio en países como Bélgica se valoran más las carreras de un día. Un tío como Freire en Bélgica o en Holanda hubiera sido dios. Boonen en Bélgica es casi como Cristiano Ronaldo aquí. Pregúntale a la gente de la calle que quién es Óscar Freire y muchos igual no saben ni quién es y en cambio a Cristiano le conoce todo el mundo. Si Freire hubiera sido belga otro gallo hubiera cantado.

- D 51: ¿No te da miedo ir la velocidad que alcanzáis en los sprints? La impresión que da desde fuera es bestial. ¿Cómo lo viven en casa?

- Koldo: Para los de casa no es agradable, siempre hay riesgo, en todos los sprints, y después de las caídas que he tenido siempre tienen un poco de miedo e incertidumbre. Pero cuando estás metido en el sprint no ves ese riesgo. Estás metido en carrera y vas a lo que vas. Eso sí, con el paso de los años cada vez eres más prudente, arriesgas en ciertas carreras y cuando lo ves claro. Si no estás al 100% o es una carrera en la que ves mucho peligro vas más con la cabeza que con el corazón.

- D 51: Ahí influirá también que acabas de ser padre…

- Koldo: Influye todo un poco, cuando eres joven parece que tienes mucho que ganar y nada que perder y con los años piensas más con la cabeza y dices: si me caigo aquí voy a estar otra vez dos meses para recuperarme e igual es mejor levantar el pie si está la carretera mojada y ya tendré otra oportunidad mañana. Cuando eres joven no te das cuenta tanto de esas cosas.

- D 51: ¿Cuál ha sido el ciclista que más te ha impresionado tras diez años en la élite?

- Koldo: El que más me ha impresionado en el pelotón ha sido Jan Ullrich. Aunque por la manera de correr también me quedaría con Iban Mayo, enganchaba mucho encima de la bicicleta. Esos dos han sido los que más me han llamado la atención.

- D 51: ¿Cómo era Ullrich?

- Koldo: Era muy respetado y muy querido en el pelotón, caía muy bien a todo el mundo. No se metía con nadie, rodaba por el pelotón y no por ser un gran campeón iba en plan aquí estoy yo. Era un tío muy normal y por eso se le tenía mucho aprecio.

- D 51: ¿Hay mucha estrella ‘subidita’ dentro del pelotón?

- Koldo: Sí, hay de todo. Hay líderes que van quizá un poco subidos pero otros que son bellísimas personas. Ullrich no levantaba nunca la voz. Hoy en día pocos líderes son como los de antes. Me gusta decir que Purito es uno de los pocos que dan la cara por sus corredores. En Katusha tiene un grupo de corredores a los que trata muy bien y eso luego lo agradecen y se dejan la piel por él. Purito es, hoy en día, uno de los grandes líderes del ciclismo.

- D 51: Volvamos para atrás. ¿Qué ciclista te gustaba cuando eras un chaval?

- Koldo: A mí por ser sprinter siempre me ha llamado mucho la atención Mario Cipollini, por su manera de correr, por lo que he oído de él y por todo un poco. Me fijé en él e incluso tuve la oportunidad de hablar con él en un Giro. Era un corredor espectacular.

- D 51: ¿Eras más de fútbol o de la bicicleta de niño?

- Koldo: Bueno, cuando eres pequeño le das a todos los deportes un poco, pero como vivía en un pueblo utilizaba la bici como un medio de transporte. Era con lo que más disfrutaba. Al principio lo veía como un juego pero luego se convirtió en mi profesión.

- D 51: ¿Cuándo empezaste a tomarte la bici más en serio?

- Koldo: Con once años me federé en el Cafés la Brasileña. Al principio era como un juego pero vas pasando de las escuelas a cadetes, luego a juveniles, aficionados y al final a profesionales y te das cuenta de que el sueño al final se ha convertido en realidad.

- D 51: ¿Cuándo te diste cuenta de que te podías dedicar a esto?

- Koldo: Darme cuenta… la bicicleta se me ha dado bien, desde pequeño, desde que me apunte a las escuelas. De hecho el primer año gané todas las carreras menos una, el segundo todas, en cadetes fui campeón de Euskadi al igual que en juveniles, que también fui campeón de España. He ganado casi siempre, pero hasta que no llegas a aficionados no lo tienes seguro. Es una etapa que te exige dedicarte al 100% y ahí me lo plantee a pesar de que esos no fueron mis mejores años. Tuve la suerte de que me pasaran a Euskaltel Euskadi y a partir de ahí pude demostrar que valía para esto.

- D 51: ¿Siempre has sido sprinter?

- Koldo: Al principio se me daba todo bien, en cadetes y juveniles ganaba al sprint, para arriba, como fuera. He ganado hasta cronoescaladas (risas). Se me daba todo bien. Con el paso de los años el cuerpo se va haciendo y por mi constitución, siempre he sido corpulento, me he ido centrando en carreras de un día, clásicas y también en el sprint.

- D 51: Algo un poco más desconocido para el aficionado es tu etapa amateur ¿Cómo la recuerdas?

- Koldo: Fueron años duros. Es una etapa complicada. Hay mucho nivel y pasas con 18 años. Vienes de ganar carreras en cadetes y juveniles, estás acostumbrado a ganar y pasas ahí dos años o tres que se hacen muy duros y en los que se hace difícil ganar. Hay gente mayor que compite y que puede tener hasta 25 años y es grande la diferencia fisiológicamente. Psicológicamente es duro para muchos corredores. Hay que tener paciencia y saber pasar esos malos momentos.

- D 51: ¿Igual ahí se han quedado muchas jóvenes promesas?

- Koldo: Eso es. Es una pena. Ha habido gente que podía haber sido profesional y no ha sabido pasar ese bache. Yo el consejo que les doy a todos los que están en esto es que tengan paciencia y que aguanten esos años. Que no se desanimen aunque no les salgan las cosas , que luchen día a día y si ven que van progresando, poco a poco conseguirán hacer su camino.

- D 51: La primera oportunidad como profesional te llega en Euskaltel. El equipo de tu tierra.

- Koldo: Fue una ilusión inmensa. Ya han pasado 10 años en profesionales desde eso. Fue una ilusión inmensa y una alegría muy buena. Es un sueño que tienes desde pequeño y llegar a profesional es algo muy bonito.

- D 51: ¿Cómo fue esa llamada?

- Koldo: Yo ya estaba en el filial de Euskaltel, el Olarra, y la sede estaba en el mismo sitio. A veces coincidíamos y teníamos trato con Madariaga. En uno de estos encuentros y antes de pasar de categoría ya le dije que creía que era un corredor válido para profesionales y que me gustaría que me diese una oportunidad para demostrárselo. Me dio la oportunidad y tengo que estar agradecido de que me la diera.

- D 51: Allí corres siete años y es donde consigues tus mayores triunfos y te conviertes en uno de los sprinters españoles de referencia. ¿Con qué momentos te quedas de tu etapa en Euskaltel?

- Koldo: El mejor recuerdo que tengo fue la primera etapa en profesionales y la primera victoria, la más importante de mi carrera que la conseguí en la Tirreno Adriatico. Ganar ahí delante de los mejores sprinters encima en San Benedetto del Trento, cuna de míticos sprinters, fue algo increíble. Sin duda es la victoria que más ilusión me ha hecho.

- D 51: ¿Con qué amigo te quedas de Euskaltel?

- Koldo: Tengo grandes amigos en Euskaltel, no podría decir solo uno. He tenido una cuadrilla de amigos que han sido compañeros allí. Ahora me he marchado pero sigo teniendo una increíble amistad con algunos de los que están y con otros que ya han dejado la bicicleta. No podría decir uno solo, tengo varios grandes amigos allí.

- D 51: Euskaltel ahora mismo está inmerso en una situación complicada. Han tenido que fichar extranjeros para poder mantener la categoría. ¿Cómo ves esta situación?

- Koldo: Por una parte creo que con el tema de los puntos, los mánager se tendrían que dar cuenta de que si un corredor va a sacrificar su año para trabajar para un líder, pienso que deberían o bien renovarle por anticipado para que trabaje para ese corredor al 100% o bien darle unas carreras para que pueda conseguir sus puntos. Y a partir de ahí que valoren su temporada. Una vez que has tenido carreras y has conseguido una determinada cantidad de puntos que te renueven o no a partir de eso. Que te den la oportunidad. Si ha trabajado todo el año para un corredor no te pueden echar por no tener puntos.

- D 51: ¿Y las salidas de corredores emblemáticos y muy queridos?

- Koldo: Me da pena que a corredores como Txurruka o Velasco, que han estado todo el Giro y la Vuelta trabajando para Nieve o Igor Antón, luego se les eche alegando temas de puntos. Creo que Igor (por Igor González de Galdeano) debería hacer una reflexión sobre cuál es su parte de responsabilidad para llegar a esta situación. ¿Por qué los corredores de Euskaltel no tienen esos puntos? ¿Les has puesto un calendario Europe Tour adecuado para que consigan puntos? Igual entonces hoy no tendríamos el problema de fichar extranjeros. Euskaltel era un equipo especial para la afición vasca porque estaba hecho con corredores de la tierra o formados en su cantera. No hay ninguna duda de que Igor ha cambiado esa filosofía, no me lo puede negar. ¿Tenemos que adecuarnos al World Tour? Estoy de acuerdo, pero ¿cuál es su responsabilidad en esto? ¿Por qué no tenemos puntos? Habría que reflexionar sobre este tema.

- D 51: En el escrito que presentasteis varios ex-corredores de la formación vasca así lo exponíais.

- Koldo: Sí, nos daba un poco de pena el camino que ha cogido el equipo porque era una filosofía bonita en la que todos habíamos puesto nuestro granito de arena para que saliera adelante. Algunos nos hemos visto sacrificado y nos hemos ido del equipo e igual no somos los más adecuados, pero yo diría: ¿Qué ha pasado para que estos corredores se fueran de Euskaltel? ¿La culpa es sólo de ellos?

- D 51: Dejando a un lado el tema Euskaltel. En 2012 decides fichar por Garmin. ¿Tardaron mucho en convencerte?

- Koldo: Creo que era un cambio que me venía bien. Llevaba muchos años en Euskaltel y directamente no recibí oferta por su parte. No me fui porque recibí una oferta mejor, no, eso es lo primero que hay que decir. No me hicieron oferta para continuar. Y claro, si Euskaltel no me hace ninguna oferta y recibo la de Garmin… pues no tengo ninguna duda de que es un equipo que hoy en día es de los punteros y que es una buena oportunidad para mí. Que he tenido que trabajar algún momento, sí, pero también he tenido mis oportunidades y conocido otras culturas, otra gente y mentalmente me ha venido muy bien. Estaba muy desgastado psicológicamente y venir a Garmin me ha hecho renovar la ilusión.

- D 51: ¿Qué hay de diferente entre Euskaltel y Garmin? ¿Se cuida más al ciclista en los equipos de fuera?

- Koldo: Se le tiene más en cuenta por lo menos. Aquí si el ciclista dice una cosa va a misa. En el ciclismo español no tiene tanto peso, prevalece lo que dicen los directores o el manager. Igual al líder se le hace más caso pero la realidad es que en Garmin al ciclista no le falta de nada. Es algo increíble que me llamó mucho la atención. Al final hay corredores de muchas nacionalidades que son de los mejores del mundo y es complicado que equipos como Euskaltel estén a la altura pero joder, siendo el País Vasco un territorio tan pequeño y tener un equipo como el que había era de mucho mérito, había que valorarlo.

- D 51: ¿Quién es tu mejor amigo dentro del equipo? ¿Cómo te entiendes por allí?

- Koldo: En inglés, es el idioma del equipo y aunque también hay auxiliares o directores españoles como Bingen (por Bingen Fernández), el idioma es el inglés. Con Tyler cuando he coincidido he estado muy bien, ya hablé con él antes de venir y es un corredor con el que tengo una buena amistad. Con los hermanos Kreder también tengo buena amistad, he coinciddio mucho con ellos. En la Vuelta me tocó trabajar para Talansky y al final una vuelta de 21 días también te une. Trabajas para él y él sí que es agradecido, tiene en cuenta tu trabajo y son cosas que también te unen.

- D 51: Ahora te toca trabajar en ocasiones para una súper estrella como es Tyler Farrar. ¿Cómo es en las distancias cortas?

- Koldo: Es una bellísima persona, un tío súper tranquilo, cualquiera que le ve no se imagina ni que sea sprinter ya que de ellos se dice que tienen fama de ser gente atrevida o de carácter. Él es muy tranquilo pero cuando se calienta, se calienta y lo pudimos ver en el Tour, donde llevaba una mala racha de caídas y como todo el mundo, cuando saca la sangre… Pero es muy buena persona y muy atento con los compañeros.

- D 51: ¿Dónde te podremos ver correr este año?

- Koldo: En principio mi calendario se centrará en carreras donde pueda sumar puntos, no tanto en el circuito World Tour como en carreras como Mallorca, Algarve, Tour del Mediterráneo, el Tour de Langkawi, Volta a Cataluña y otras competiciones como Lasarte que también dan puntos. Esa es la idea a menos que un líder diga que tengo que estar con él de forma continua. Si se diera ese caso me gustaría renovar cuanto antes y dejarme la piel trabajando para ese corredor, aunque no consiga ningún punto, pero poder hacerlo tranquilo y con el futuro asegurado.

- D 51: ¿Y la Vuelta?

- Koldo: Seguramente estaré en la Vuelta, he hablado con Bingen del calendario y teníamos en mente si correr el Giro, la Vuelta o… Yo creo que entraré en esas carreras que te he comentado antes y en una de las grandes vueltas de tres semanas. De las tres la que más me gusta es la Vuelta, corremos cerquita de casa y la llevo muy bien. Este año hemos tenido mucha montaña pero se me hace muy llevadera. Por el contrario, el Giro se me suele hacer muy duro y el Tour supone mucho estrés. El Giro es la vuelta más bonita pero para verla en televisión y el Tour es espectacular, aunque de las tres la que más me gusta es la Vuelta a España.

- D 51: ¿Cuál es la carrera más dura en la que has participado?

- Koldo: El Giro. Tengo un recuerdo… me pareció durísimo, se me hizo… empecé muy fuerte la temporada y llegué un poquito cascado. Lo acabé pero no sé ni cómo. Llegué con seis kilos menos de los que peso hoy en día. Imagínate… El campeonato de España será uno de sus objetivos para la nueva temporada.

- D 51: ¿Y el Campeonato de España? Ya has dado dos veces al palo, ¿a la tercera será la vencida?

- Koldo: Ojalá, es una carrera en la que me gusta hacerlo bien, la suelo preparar porque si lo haces bien te suele soluciona al año. Suelo hacer carreras de preparación para el campeonato y a ver si este año hay suerte. Primero habrá que ver el recorrido pero estos últimos años se han dado bien. Este año estuve cerca, el anterior fue más duro pero también me encontré a gusto. Una pena que al final Rojas y Contador se fueron fueran para adelante. Estamos ahí y a ver si algún año lo puedo ganar.

- D 51: ¿Qué carrera sueñas ganar algún día?

- Koldo: Un sueño sería el mundial y más para un corredor de mis características, pero es muy difícil, al final son corredores tocados por una varita los que ganan estas carreras.

- D 51: ¿Y dónde quieres ganar antes de dejar la bici?

- Koldo: Ganar en profesionales siempre es muy difícil. He conseguido ganar once carreras en estos años y creo que ganar cualquiera es muy difícil. Al final con ganar me conformaría. Si es en una vuelta grande mejor; en la Vuelta a España, perfecto; pero ganar en Mallorca o Algarve también es difícil y estaría muy bien.

Enrique Delgado Sanz, dorsal51.wordpress.com (parte 1) y dorsal51.wordpress.com (parte 2)


Web realizada por webmaster-peloton.com

Compartir...